Embarcación israelí fue atacada cuando navegaba por el Oceáno Índico

Un incendio que estalló en una embarcación de bandera israelí que navegaba al norte del Oceáno Índico, luego de que zarpara del puerto de Jeddah rumbo a los Emiratos Árabes Unidos, esto, según lo informado este sábado por el canal libanés al-Mayadeen. El informe de la señal de Hezbollah no tiene confirmación de otra fuente y no está claro la razón del siniestro.

“La embarcación fue alcanzada por fuego desconocido y nadie se atribuyó responsabilidad”, destacó el reporte.

Según señaló la televisión estatal israelí (KAN), en Israel no hubo declaraciones sobre el informe. La embarcación no está registrada como israelí, sino que sus propietarios son empresarios son de esa nacionalidad, pero la tripulación es extranjera. Se desconoce si hay heridos o víctimas mortales.

Al-Mayadeen recordó en el informe como “antecedente” los reportes en Irán de un ataque a un edificio de la Agencia de Energía Atómica al oeste de Teherán.

Dos semanas atrás los medios iraníes informaron que la estructura que estaba en el centro donde hubo un intento de ataque anterior en Irán pertenecía a una empresa local de fabricación de centrifugadoras.

Según los informes, se trata de una fábrica de la compañía TESA, la única que produce centrifugadoras en el país y está bajo sanciones estadounidenses.

El mes pasado medios de comunicación iraníes informaron anoche que una embarcación de entrenamientos de la Marina de ese país, el más grande, sufrió un incendio y terminó hundiéndose en el Golfo de Omán.

La televisión estatal persa informó que el barco “Khark” estuvo en llamas durante más de 20 horas. Según el reporte, no hubo heridos.

Aun no está clara la razón del incidente, pero se sabe que comenzó en la sala del motor. La embarcación fue construida por Gran Bretaña en 1977 e ingresó a la marina iraní en 1984, tras una larga negociación entre ambos países, producto de la Revolución Islámica en 1979.

El barco posee la capacidad de transportar carga pesada y también sirvió como puesto de aterrizaje para helicópteros iraníes en el mar.

Según información en las redes iraníes, el incendio comenzó a las 02.25, y equipos de bomberos intentaron controlar las llamas, y finalmente se hundió cerca del golfo iraní en Jask, a 1270 kilómetros al sureste de Teherán.

El Estrecho de Ormuz, cercano al lugar del incidente, conecta el Golfo de Oman con el Golfo Pérsico y por ese circuito pasan cargueros que transportan el 20% de la producción mundial de petróleo, desde los países del Golfo al resto del mundo.

El año pasado, en un accidente durante un entrenamiento, un barco del ejército iraní lanzó accidentalmente un misil contra otra embarcación persa. Como resultado 19 soldados murieron y 15 resultaron heridos.

Cortesía: AJN

Comparte este post en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *